Español   |   English



El objetivo del Preparado Biodinámico 501, que consiste en rellenar cuernos de vaca de cuarzo molido, es conseguir un crecimiento y desarrollo óptimo de las plantas

Camposeven, compañía murciana pionera a nivel nacional en apostar por la agricultura biodinámica, ha realizado esta semana, como es habitual cada mes de abril, elPreparado Biodiámico 501, y que una vez más, ha reunido a miembros de la empresa para disfrutar de estas jornadas biodinámicas que consiste en la elaboración de uno de los compuestos naturales para el desarrollo de cultivos más sanos y fuertes.  

La agricultura biodinámica comparte con la agricultura ecológica el respeto al medio ambiente y la biodiversidad del entorno, ya que ninguna de ellas utiliza fertilizantes de síntesis química. Lo que la distingue, entre otras prácticas, es “que en biodinámica se utilizan compuestos naturales y fisiológicamente activos, hechos con sustancias vegetales, animales y, en algunas ocasiones, minerales, conocidos como preparados. La aplicación de estos preparados biodinámicos permite el desarrollo de suelos biológicamente activos, lo que da como resultado cultivos más sanos y fuertes”, explica Jennifer Moreno, técnico responsable de agricultura biodinámica de BioCampo, Camposeven.

El método de la agricultura biodinámica está considerado como el primer método de agricultura ecológica europea y se basa en los principios del filósofo austríaco Rudolf Steiner. “La agricultura biodinámica intenta vitalizar al máximo los suelos y las plantas cultivadas, mediante la elaboración de un compost de alta calidad y la aplicación, bien directamente sobre el suelo y plantas o incorporados en el compost, de una serie de preparados biodinámicos”, aclara Adolfo García.

Preparado 501

Este preparado que se emplea directamente sobre las plantas, se obtiene a partir de la mezcla de cuarzo molido, tierra y agua, y se lleva a cabo una vez al año. En estas jornadas biodinámicas se reúne parte del equipo de Camposeven para llevar a cabo la elaboración del compostaje y una vez más, disfrutar en compañía de una labor profesional y tradición que se mantiene viva durante años y que reúne a esta gran familia.

En primer lugar, se tritura el cuarzo manualmente hasta que quede una especie de polvo, después se añade una cantidad determinada de tierra y agua, y se remueve hasta quedar una mezcla homogénea. Una vez que tenemos el preparado, lo introducimos en los cuernos de vaca, procedentes de un matadero de la provincia de Cáceres en el que se sacrifica de forma regular vacuno adulto, y se entierra en las fincas de Camposeven. Estos preparados permanecen bajo tierra durante los meses de verano, ya que se entierran entre los meses de abril y mayo y se desentierran en septiembre. Una vez que ha concluido su etapa de maduración y se han desenterrado, se guarda en un recipiente de cristal y se conserva en una zona que reciba directamente los rayos del sol. Después se coge la cantidad necesaria del polvo molido, se dinamiza en agua, es decir, es agitado rítmica y vigorosamente durante una hora, y se pulveriza sobre las plantas a modo de una fina nube cuando éstas ya presentan un desarrollo decidido de la parte aérea.

El objetivo del preparado sílice es obtener un mayor equilibrio en el crecimiento y la maduración de las plantas y por ende, del fruto, con la mejora de la función fotosintética de las hojas y las partes verdes, lo que proporciona un enriquecimiento de la savia elaborada, responsable de mejorar el aroma, el sabor y el color de los frutos a recolectar como alimento. Al conseguir una planta más equilibrada también se favorece una mayor resistencia a las plagas y enfermedades.

Todos los preparados se establecieron en sus orígenes en la agricultura biodinámica por Rudolf Steiner y se llevan haciendo así en Camposeven desde 2011, ya que la biodinámica es una agricultura que piensa en la salud de las personas y en nuestro hábitat natural: la tierra y el ecosistema.

Categorías